viernes, 21 de agosto de 2009

El estreñimiento

Todos los cursos escolares que he explicado el aparato digestivo preguntaba a mis alumnas que levantaran la mano las que padecían estreñimiento. Siempre la estadística era para asustar. Hay personas que piensan que ir defecar diariamente no es normal,
para e
llas dedicar tiempo al tubo digestivo a vaciarse no merece atención ninguna. Por ello lo hacen cada siete o quince días. Incluso más.

¡Increíble….!

Después de hablarles de dietas (tomar fibra), de ejercicios, de hábitos intestinales… he convencido a algunas para que no intoxiquen su organismo y ELIMINEN DIARIAMENTE las heces.


Existe otro tipo de atascamiento en el cuerpo humano, el estreñimiento mental.

Al igual que en el anterior, vamos llenando nuestro cuerpo( en este caso sería la mente) de residuos tóxicos. Pensamiento negativos, miseria cultural, fobias, fundamentalismo, venganzas…

De repente, nuestro cerebro o nuestra conciencia no nos obedece o nos salpica de tal manera que no nos reconocemos. Tenemos que vaciarla de muchos contenidos perjudiciales. Todo ese veneno no ha entrado solo, hemos sido nosotros con nuestras costumbres las que hemos ido llenando de “mierda” el cerebro.

¿Cómo sacarla?

Muchos recurren a la droga, otros reaccionan de forma agresiva contra los que están en su entorno (familia, vecinos….), a la brujería, a contarlo en la televisión…

Siempre el factor común, es que la culpa no es nuestra, sino del otro…

¡No, no…!

Al igual que en el estreñimiento del tubo digestivo donde toda esas heces que se encuentran en nuestro interior la hemos metido por nuestra boquita…

…También en el estreñimiento mental HEMOS SIDO NOSOSOTROS los que hemos INTOXICADO nuestra mente.

La solución, es ir eliminando día a día, poco a poco toda esa “BASURA MENTAL”.

¿Cómo…?

1. Reconocer que nuestras miserias son propias.

2. Aumentar nuestro nivel cultural para encontrar más soluciones individuales a nuestros problemas, a nuestra vida diaria.

3. Hacer ejercicios, única forma de sacar la adrenalina acumulada por la agresividad de la vida cotidiana. O formas alternativas como el Yoga….

4. Reírnos sanamente. Ver películas, chistes que no vayan contra los demás.

5. Leer poesía, libros. Escribir. Pintar. Escuchar música …

6. Buscar un hobby que nos guste.

7. Ser una persona yin/yang. No ser mala gente, pero tampoco una mosquita muerta.

8. ¡Tener amigos…! Hablar con ellos, dialogar, intercambiar información…

9. ¡Claro, y el amor y todo lo que ello conlleva….!

10. …..

4 comentarios:

Mode dijo...

Después de leer este artículo me están entrando unas ganas enormes de ............. voy pal bañooooo.

antonio santana dijo...

Buen artículo... muy instructivo...

VIKY dijo...

Muchas veces está relacionado con la avaricia, el no querer "soltar" (normalmente posesiones materiales). También puede ser que estás aferrado a antiguas creencias y reprimes problemas, temiendo los resultados si aflorasen a la superficie.

Mensy dijo...

Parece que últimamente me acuerdo mucho de mi maestro de yoga,por qué será?.............el caso es que él también hablaba de estreñimiento mental,dice que es la enfermedad de los países occidentales y que para combatirla a parte de lo que dice Juan, hay que decir siempre lo que uno piensa y reírse de uno mismo.......