domingo, 1 de mayo de 2011

Entre "Mararía" y "La lapa"



En medio del drama que despliegan esas dos espléndidas obras canaria se mueve la narración biográfica que me contó ayer una amiga, dejándome la piel de gallina y de la cual siento todavía resaca.
Estos días me he terminado de releer "Mararía" de Rafael Arozarena y me ha parecido una GRAN OBRA. Mis años recorriendo los paisajes de Lanzarote, conviviendo entre su gente y el escribir unas poesías para un concurso local sobre esta isla han hecho que sea capaz de degustar palabra a palabra esta excelente novela (http://html.rincondelvago.com/mararia_rafael-arozarena.html).
Igual me ha ocurrido con "La lapa" de Ángel Guerra (José Betancort), en este caso era la primera vez que leía (http://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2230263).
Para mí son dos obras maestras pero muy duras. Quizás los autores se paran más en el drama de las historias y quieren ver la vida desde su lado más lúgubre.
Antes de contarme mi amiga su historia yo hablaba, ya lo habíamos hecho en otras ocasiones, de las dificultades de la vida en muchos momentos. Y planteaba por qué unos eligen o toman un camino (casi siempre pidiendo ayuda) con salida y otros se deciden por el suicidio o por soluciones más complejas que le complican más el problema y no lo llevan a ningún lugar. Entonces ella se rió y me dijo:
¡Ah, claro yo no te he contado lo que me pasó a mi….!
La narración que me hizo desde sus propios labios también rozaba por momentos lo oscuro del la vida. Pero ella había sido lanzada desde siempre, desde que yo la conocí (me comentaba que cuando eso sucedió estaba inmersa en su drama) siempre le vi una sonrisa eterna, “un ángel”, que a la larga ha sido lo que la ha llevado a su vida actual bastante placentera y aceptable con dos hermosos hijos.

2 comentarios:

Claudio Ramírez dijo...

Yo con Mararía no he podido nunca, esa forma de narrar de Arozazena me puede.

Modesto González dijo...

Ese libro me lo mandaron en el instituto, con su correspondiente resumen y tal...
Me gustó mucho la historia, la verdad. Luego la película, protagonizada por Goya Toledo, también me gustó. Imagino que sería el lanzamiento de esta actriz.
La otra historia me la apunto, pues no la conozco.