domingo, 9 de agosto de 2009

Reunión hedonista

Breve crónica del encuentro:

Hoy nos reunimos un grupo de hedonistas en el Yuren´s. Era un día caluroso, de esos en los que la gente huye despavorida a las playas o sube el nivel máximo de los aire acondicionados. Por suerte, uno de los mejores platos del bar no estaba escrito en el menú: la ligera brisa que bajaba por la calle salvándonos del bochorno fastidioso del mediodía.

Nos subimos al barco de las experiencias propias y navegamos a toda vela, sintiendo la brisa salada en nuestros rostros mientras un sol persistente era incapaz de atravesar la terraza de sombrillas verdes. 

Y, como no podía ser de otra manera, le pregunté a Gloria por un ángel de nombre femenino: Ángela Becerra. Su rostro gozoso lo decía todo: fantástico, hermoso, divino.
Paseamos por sus historias, en caminos bordeados de flores mágicas, perfumadas como las páginas de sus libros.  Sentimos sus sueños o  sus amores negados entrando por nuestro corazón bombeando palabras mágicas. Nos sentimos identificados con los protagonistas de sus novelas tan reales como la vida misma. Rafa describió su propia vivencia leyendo el libro “De los amores negados”: “es como hacer el amor con ella”.

Nos encontrábamos en Barcelona y aproveché para preguntarle a Gloria por la ciudad condal. Nadie mejor que ella para guiarme por lugares emblemáticos como Las Ramblas o la Sagrada Familia. Como banda sonora, el piano de Joan Dolgut tocando la “Tristesse” de Chopin.

Poco después, subimos a París en tren, y apareció Claudio.
Nos comentó sus vivencias en la ciudad francesa y narró, a la perfección, todos los rincones hermosos expuestos a turistas y propios. Nos contó sus paseos por el Louvre, y la visita obligada a la "Mona Lisa" de Leonardo Da Vinci. 
Lo narraba con tanto ahínco que me hizo coger el tren de Barcelona a París, sintiéndome privilegiado mientras mi mente viajera pintaba un cuadro llamado “La ciudad del amor”.

Y así, pasaron las horas. Vanessa nos contó el atraso en muchos aspectos que sufren los mexicanos en temas como el machismo y la sumisión de las mujeres, haciéndonos saborear el picante de un buen chile en estas y otras historias.

El machismo y la injusticia que sufren las mujeres en Occidente y los países árabes, fue un tema largo e interesante. Mujeres sometidas al hombre, pegadas a sus casas sirviéndoles en la mesa sus vidas, con platos rebosantes de sumisión y obediencia. 

Y así, alrededor de las ocho de la noche, nuestras mentes se habían sacudido de bellas historias; de momentos reales; de la vida y del sentimiento de sentirse privilegiado por disfrutar de tan bella compañía al lado de tan buenos amigos.

Y ahora se preguntarán: ¿Qué demonios es es la portada de este libro que da imagen a la crónica? Y claro, encima está en alemán y aparece un tipo feo, con un peinado a los ochenta y con cara de pocos amigos.

Pues el "bookcrossing" nos interrumpió durante nuestras charlas de la mano de Vanessa. Sobre las cinco, llevó a Ana, la niña que cuidaba, a dar un paseo al parque. Cuando llegó, cargaba en la mano un libro de un escritor desconocido: Heinz Konsalik.
Está escrito en alemán, aunque Rafa nos deleitó con una traducción propia llena de matices poéticas, dando a conocer su gran faceta desconocida de traductor de alemán:

“Pues la historia iba sobre un tipo que iba al Mercadona y observaba a una chica de la limpieza que enseñaba las piernas...........”

6 comentarios:

Satori dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Satori dijo...

¡Que bueno, que bueno, qué bueno!
Que crónica más buena, que bien escrita y con qué lujo de detalles. Me sorprendes cada vez más amigo Mode y encima me saltaron las lágrimas de la risa con los comentarios del final...
La crónica se sale de buena, Gloria y yo estamos leyéndolo juntos y riéndonos a la vez.
Mode, TE SALES...ESTÁ PADRE LA CRÓNICA. ¡ENORABUENA!

Juan G. Marrero dijo...

Pues en esa terraza estuve yo con mi amigo Cerpa tomándonos unas cervezas hasta las 14,00...
¿A que hora llegaron hedotardistas...?

Raúl M.V. dijo...

Uf! creo que ha habido un pequeño malentendido.Antes de nada, Mode, como siempre, buen trabajo y el libro del sr. del Mercadona déjalo por el bazar, parece una historia de lo más jugosa ;-) Me disculpo por no confirmar mi asistencia en los comentarios.Es lo mejor, y lo haré de aquí en adelante. A las dos, más o menos, de ayer sábado, me llamó Ángel para comentarme que no nos íbamos a reuinir porque al parecer sólo había aparecido parte de "el equipo" y que lo dejábamos para otro momento. Le dije que entonces bien, que me había retrasado un poco porque estaba en Las Palmas y que me quedaría a comer por allí. Por la tarde, sobre las siete (aunque él me lo envió sobre las cuatro,pero mi relación con el móvil es más bien distante)vi un sms de Mode diciéndome que estaban en el Yurens... bueno, lo dicho, un pequeño mal entendido. Ya nos reuniremos en otro momento y les comentaré algunas ideas para dar a conocer el blog que he ido pensando. Por cierto,ayer un amigo me regaló (hoy cumplo 33, la edad a la que murió... Alejandro Magno) el primer libro de Ángela Becerra, ALMA ABIERTA, un poemario que se ha reeditado aprovechando el tirón de la colombiana. Ya lo dejaré por el bazar para que le disfruten todos.

Gloria dijo...

Mode, porfa que libros me decias de Anna Gavalda?
He visto sus libros y no me suena ningun título, me los dices de nuevo? Gracias.
Un beso a Vanesa.

Karnak dijo...

Lo que comentaba Vanessa sobre su infancia en Mexico y la particular visión del papel de la mujer todavía da vueltas en mi cabeza.